lunes, marzo 21, 2005

Pastora actuaron ante un teatro medio vacío, pero supieron levantar la actuación. No es que me gustase -no me gustó nada-, pero acabaron cayéndome bien, que ya es bastante con lo poco que valoro su música.
Tras el concierto, comencé mi sesión en una carpa vacía, con pocas esperanzas de llenarla. Sin embargo, la cosa acabó en fiestón y me divertí mucho pinchando absolutamente de todo. Baste decir que puse enteritos los nueve minutos del Yeah de LCD Soundsystem, e inmediatamente a continuación el Libertad sin ira de Jarcha, que la audiencia coreó con el puño en alto. A quien le parezca esquizofrénico o exagerado el salto de un tema a otro, es porque no estuvo allí. Tenía todo el sentido del mundo.
Caïm Riba se apuntó el nombre de LCD Soundsystem en su móvil, ténganlo en cuenta si notamos la influencia en su próximo disco (más les vale).

2 Comments:

At 20:42, Anonymous UNA SEGUIDORA LOCA POR EL said...

caÍM NO NECESITA INFLUENCIAS DE NADIE sE VALE SOLITO Y VALE UN HUEVO! eL MEJOR COMPOSITOR Y GUITARRISTA QUE EXISTE

 
At 13:18, Blogger joan said...

desde luego que con seguidoras locas como tú es mejor que se valga solito.
a mí me gusta más su padre, pero vaya, que para gustos los colores!

 

Publicar un comentario en la entrada

<< Home